Novedades


Proyecto busca frenar centros estéticos ilegales

Las constantes denuncias sobre algunos centros de cirugías estéticas en las principales ciudades del país que prestan esos servicios sin cumplir los requisitos, además de las demandas contra quienes ofertan los procedimientos sin tener la acreditación, motivaron el proyecto de ley 172, que fue radicado ayer en la Cámara.

 

 

En la elaboración de la iniciativa, que pretende regular la oferta y realización de procedimientos médicos y quirúrgicos con fines estéticos, participaron las Sociedades Científicas, varias universidades, los ministerios de Salud y de Educación. La ejecución del texto estuvo a cargo del representante Óscar Ospinay el senador Jorge Iván Ospina, ambos de Partido Verde.

 

La iniciativa está compuesta por 19 artículos, divididos en cinco capítulos, y tiene entre sus principales objetivos prevenir daños a la salud como consecuencia de engaños y estafas de médicos que no obran con responsabilidad.

 

El senador Ospina le dijo a EL COLOMBIANO que el fin estratégico y fundamental es que no mueran personas en Colombia producto de cirugías estéticas y plásticas realizadas por personal no calificado, en clínicas de garaje y con insumos no apropiados.

 

“La cirugía estética y plástica solo puede estar en manos de personal especializado, que tenga un debido título certificado por la autoridad competente. Los médicos que adelanten medicina estética no invasiva la podrán adelantar siempre y cuando acrediten sus competencias”, agregó.


Pólizas
En vista de que la Ley Estatutaria de Salud estableció que los procedimientos estéticos no pueden ser cubiertos con los recursos del sistema, un artículo establece pólizas de seguro para cubrir los costos derivados de accidentes en las intervenciones.

 

En lo que va del año han muerto 12 personas producto de complicaciones por cirugías estéticas y plásticas, pero las cifras de complicaciones no se conocen porque las personas, de acuerdo con la investigación de los ponentes, tienden a no visibilizar ese hecho no deseado, y menos lo hace la persona que hizo el procedimiento.

 

Según Ospina el proyecto de ley tiene otros elementos claves, como el registro único nacional de los médicos con estas competencias, para que los ciudadanos puedan ver cuál es la especialidad de la persona que lo intervendrá y de donde proviene su título y cuánta experiencia tiene.


Las sanciones que vendrían
Según el senador Ospina la ley contempla que las entidades deberán estar debidamente habilitadas y, también, las sanciones adecuadas para quien adelante estos procedimientos sin cumplir el proceso formativo.

 

Los profesionales que no cumplan con las condiciones y requisitos establecidos serán sancionados por los tribunales de ética con la suspensión del ejercicio profesional hasta por 15 años (actualmente es de máximo 5 años), multas hasta de 2.500 salarios mínimos. Además, se considerará falta disciplinaria grave la participación de los profesionales en publicidad que no cumpla los requisitos.  

 

Los especialistas tendrán que ser identificados en la publicidad. Esta no podrá dirigirse a menores, así como tampoco estarán permitidas las promociones tarifarias que induzcan la demanda, o las campañas que sugieran que dichos procedimientos producen éxito o aceptación social a quienes se los practican.

 

De otro lado, los prestadores de servicios de salud tendrán que responder por el cumplimiento de las condiciones establecidas para ofrecer y realizar procedimientos estéticos. Si incumplen tendrán sanciones como la pérdida de la habilitación y cierre temporal o definitivo del servicio y multas de hasta 10.000 salarios mínimos mensuales. La regulación también aplicará para los médicos.

Tomado: ElColombiano.com

 



Publicaciòn:10/06/2016 - Tag:SALUD / LEY